momomarrero

inbound marketing (III)

Cinco son los pasos necesarios para crear una estrategia óptima en la elaboración de una campaña de Inbound Marketing:

 

1º Objetivos

Se han de establecer los objetivos generales de campaña partiendo de la estrategia de contenidos, las acciones SEO y las actuaciones necesarias en las redes sociales. El fin a perseguir es la obtención de notoriedad, así como aportar valor y conocimiento sobre la marca y/o producto.

 

2º Tráfico

Será necesario conseguir, siguiendo la estrategia determinada en el punto anterior, la presencia de nuestra marca o producto en los primeros puestos en los buscadores (nunca más allá de la primera página de búsqueda). Seguidamente se ha de tener una presencia activa en las redes sociales primando la calidad sobre la cantidad. La segmentación una vez más es clave y crucial. Se han de determinar cuáles son las redes sociales adecuadas para nuestro target, analizando las mejores horas para publicar la información con el fin de maximizar el impacto y la repercusión. Es especialmente aconsejable contar con un blog en el que publicar los contenidos para posteriormente enlazarlos en las redes sociales, con el fin de general “ruido” de calidad y guiar a nuestros prospectos hacia la web.

 

3º Acción

Una vez hemos conseguidos que visten nuestra web, el objetivo ha de ser convertirlos en leads (ver post anterior). Para ello debemos ofrecerles experiencias positivas, solventar las dudas, posibilitar que otros hablen de nuestra marca /producto (un buen ejemplo son los casos de éxito)… seducirles.

En esta fase es muy importante que tengan acceso directo a nosotros, mediante mail, teléfono o chat. Ofrecerles la posibilidad de que se den de alta para recibir información que les pueda ser de interés y de utilidad. Es imprescindible!. En este sentido, podemos ofrecerles, un ebook, una white paper, un bono regalo,….

¡Medir siempre es importante, pero en esta fase resulta determinante!

 

4º Conversión

Ahora es el momento de convertir a nuestros leads precualificados en clientes, lo que implica que ejerzan la acción de compra. Conocer el número de contactos necesarios para cerrar una venta es determinante para valorar y cuantificar nuestra acción.

Para que el cliente compre es necesario que el producto esté bien promocionado;   las condiciones han de ser claras y concisas;  el precio, adecuado a la demanda del cliente, al valor de la marca y a las prestaciones del producto. La experiencia de compra (tanto en el proceso como en el servicio post venta) resultará también básica para coadyuvar a alcanzar el éxito. El proceso ha de ser fácil, sencillo, intuitivo, claro, corto y especialmente seguro.

 

5º Engagement

Fidelizar a los clientes,  conseguir que  vuelvan y repitan,  ha de ser un objetivo irrenunciable para tener un negocio próspero y de futuro. Un cliente feliz, que ha tenida un experiencia positiva, es un prescriptor en potencia, un evangelizador de la marca, y esto no tiene precio. Debemos atenderlos, mimarlos (que no malcriarlos), resolver sus problemas, generarles confianza,… Todo ello es sin duda una gran inversión para nosotros, por la que además nuestros clientes están dispuestos a pagar.

 

Continuará…

 

inbound 3


Imagen: Fotolia

Deja un comentario

HTML está permitido. Su correo no será publicado.

Subscribirse a los comentarios por RSS